Políticos menorquines en las redes sociales

He estado indagando en Internet lo que están haciendo algunos de los más destacados políticos menorquines en las redes sociales. Bueno, primero he visto si están, y luego cómo están, qué están haciendo, qué dicen y qué hacen. He estado buscando a Marc Pons, Santi Tadeo, Pilar Carbonero, Vicenç Tur, Albert Moragues, Joana Barceló, Juan Carlos Grau y María Gracia Muñoz.

Es posible que se me haya escapado algún tipo de presencia (la red es muy grande), a pesar que los he buscado de distintas maneras, mediante diversos buscadores y en las redes más populares. Si es así, pido disculpas por anticipado por las apreciaciones que pueda hacer, y acepto cualquier rectificación.

Echando un “vistazo” rápido se puede extraer una primera conclusión: la presencia es escasa y con un nivel de actividad bajo, que se centra casi exclusivamente en Facebook y con distintas intensidades. Veamos, pues, qué pasa.

Los que están en Facebook lo están con un perfil personal, y no con una página de seguidores, como sería aconsejable para un político que quisiera comunicar, escuchar y hablar con los ciudadanos desde sus posiciones políticas. Además, hacen un uso muy limitado de las posibilidades que ofrece esta red social en cuanto a aplicaciones y secciones de sus perfiles, para enriquecer los contenidos. Sólo utilizan las secciones Muro, Información y Fotos. Estos son sus datos y mis apreciaciones.

Marc Pons (Secretario General del PSOE Menorca, Presidente del Consell de Menorca, Diputado en el Parlament, PSOE). Tiene 473 amigos. Actividad media, de contenido político, pero de forma limitada. Mantiene algún tipo de conversación e intercambio de comentarios con sus amigos y personas que comentan sus publicaciones.

Santi Tadeo (Presidente del Partido Popular de Menorca, Diputado en el Parlament). Tiene 589 amigos. Actividad baja, de contenido personal. Actitud pasiva, sólo va apuntándose a grupos y páginas, le ponen contenidos sus amigos, y él prácticamente ni siquiera los comenta. No mantiene conversación con los ciudadanos.

Pilar Carbonero (Alcaldesa de Ciutadella, PSOE). Tiene 640 amigos. Actividad media – baja, de tipo personal, contesta poco los comentarios de sus amigos y apenas mantiene conversaciones. Existe una página de Facebook (fan page), pero podría ser que no la hubiera creado ella, porque está sin actividad.

Vicenç Tur (Alcalde de Mahón, PSOE): No está en Facebook.

Alberto Moragues (Conseller de Presidencia del Govern de les Illes Balears, PSOE): No está en Facebook.

Joana Barceló (Consellera de Turismo, y Portavoz, del Govern de les Illes Balears, PSOE): no está en Facebook.

Juan Carlos Grau (Diputado en el Congreso, PP). Tiene 887 amigos. Actividad baja. No publica contenidos, y tiene el muro lleno de “basura” de otros usuarios. No mantiene ningún tipo de conversación.

María Gracia Muñoz (Diputada en el Congreso, PSOE). No está en Facebook.

En otras redes sociales, el panorama todavía es más desolador. Ninguno de ellos tiene ni cuenta en Twitter (microbloging), ni canal en YouTube (videos), ni cuenta en Flickr (fotos). En YouTube Marc Pons sale en 3 videos entre los 20 primeros, y 2 de estos son una noticia negativa (declaración ante un juzgado por imputación querella prevaricación, junto con Joana Barceló). De Pilar Carbonero sale un solo video, de su investidura como alcaldesa. De Alberto Moragues y Joana Barceló aparecen videos, no muchos, relacionados con su actividad institucional.

Conclusión: si nos tenemos que informar por Internet de cómo son los políticos menorquines, qué hacen, qué dicen, qué piensan, cuáles son sus posiciones políticas, sus propuestas, sus inquietudes sociales, sus soluciones ante la crisis económica, los rasgos de su personalidad, incluso, lo tenemos realmente difícil. Debemos seguir, pues, acudiendo a los medios y canales tradicionales de comunicación, donde ellos (los políticos) te transmiten la información y sus opiniones, de forma unilateral, sin que el ciudadano pueda preguntar, requerir, interpelar, en definitiva, conversar con su representante en las instituciones. Suspenso generalizado!

Esta entrada fue publicada en Comunicación y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *